¡Estrenos del fin de semana! 12/05/2016

Es jueves, así que nos toca repasar los estrenos de la semana. ¿Qué tenemos hoy, todavía a la sombra de Civil War? Una película animada basada en un videojuego y mucho cine no-hollywoodense.

Angry Birds es la adaptación animada del popular videojuego. En una isla habitada por pájaros, Red (Jason Sudeikis), Chuck (Josh Gad) y Bomb (Danny McBride) son un grupo de plumíferos inadaptados con problemas de ira. Cuando la isla se vea invadida por cerdos verdes, los tres pájaros enojados deberán hacerles frente. La película está dirigida por Clay Kaytis y Fergal Reilly.

En Caída del Cielo, una comedia romántica argentina, Alejandro (Peto Menahem) encuentra que su vecina Julia (Muriel Santa Ana) literalmente cayó en su patio inconsciente. Ese será el punto de partida para que las vidas de ambos comienzen a cruzarse. Dirigida por Néstor Sánchez Sotelo.

45 Años es un drama romántico multipremiado dirigido por Andrew Haigh. Falta sólo una semana para el 45º aniversario de su boda, y Kate Mercer está muy ocupada con los preparativos de la fiesta. Pero entonces llega una carta dirigida a su marido, en la que se le notifica que, en los glaciares de los Alpes suizos, ha aparecido congelado el cadáver de su primer amor. Con Charlotte Rampling y Tom Courtenay.

Hijos Nuestros está dirigida por Juan Fernández Gebauer y Nicolás Suárez. Hugo, que alguna vez fue futbolista profesional, hoy sobrevive como taxista. Los años y los kilos se le vinieron encima. Pero la suerte parece cambiar a partir de que conoce a Silvia y su hijo Julián. El deseo y la necesidad de ser alguien lo impulsan a llevar a Julián a probarse en el club donde él jugaba. Después de tanto tiempo, esta parece ser su oportunidad. Con Carlos Portaluppi y Ana Katz.

Lolo, el hijo de mi novia es una comedia francesa escrita, dirigida y protagonizada por Julie Delpy.  De vacaciones en el sur de Francia, la sofisticada y chic parisina Violette, conoce al geek y amante de la vida, Jean-René. Contra todo pronóstico, hay una verdadera química entre ellos y al final del verano, Jean-René no pierde el tiempo y se une con su amada en París. Pero hay problemas en el paraíso, y con rapidez un tercero parece romper el idilio de la pareja, Lolo, el ultra-posesivo hijo de 19 años de edad de Violette, que está decidido a deshacerse del amante de su madre, pase lo que pase.

Tiempo Muerto es una película de Victor Postiglione con Guillermo Pfening, Maria Nela Sinisterra y Luis Luque. Franco sufre la terrible pérdida de su mujer Julia en un accidente. En la desesperación por volver a verla, recurre a una leyenda urbana. Un extraño hombre que según dicen, tiene el poder de volver a hacerte vivir un recuerdo con una persona fallecida. A este fenómeno se lo llama “Tiempo muerto”. Franco al hacer un pacto con este misterioso hombre, comienza a darse cuenta que este mito urbano puede ser verdad, y no solo podría volver a ver a Julia, si no que también quizás pueda recuperarla.

Ocho Apellidos Catalanes es una comedia romántica española, secuela de Ocho Apellidos Vascos… ¡pero ahora EN CTALUÑA! (?). Amaia (Clara Lago) y Rafa (Dani Rovira) tienen un bache en su relación, así que deciden romper y separarse. Él vuelve a su Sevilla natal y ella decide probar suerte y se traslada a Girona. Cuando Koldo (Karra Elejalde) se entera de que su hija Amaia se ha enamorado de un catalán llamado Pau (Berto Romero), después de romper con Rafa, el vasco entrará en cólera. Emilio Martínez Lázaro, autor de la original, vuelve para dirigir la secuela.

Palestinos Go Home es un documental de Silvia Maturana y Pablo Navarro Espejo. Maia Gattás Vargas es una joven argentina que descubre que su abuela paterna es palestina. Comienza entonces una búsqueda de una parte de sus raíces. Se dirige a la Embajada Palestina en Buenos Aires. Allí conoce a Tilda Rabi, presidenta de la Federación de Entidades Argentino-Palestinas. A partir de ese encuentro, Maia comienza a reconstruir una parte de su identidad, a reconocer las voces de la diáspora, del exilio forzado y el deseo de retornar a su tierra sin condicionamientos. Juntas emprenden un viaje a Chile, donde se encuentra la mayor comunidad de palestinos en América Latina. Maia va construyendo su identidad palestina al mismo tiempo que completa un cuadro en el transcurso del documental. Finalmente, Tilda devela el título de la película.

Seguinos en Twitter

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*